top of page
  • Foto del escritorAtaraxia

Cómo crear tu espacio de lectura perfecto

Como vimos en el artículo anterior, la lectura es uno de los hábitos más saludables que existen. Sin embargo, hay mucha gente que es incapaz de disfrutarlo incluso cuando leen un buen libro. Los factores que contribuyen a ello son muchos, como la mala gestión que se hace de la literatura en las escuelas o la gran cantidad de estímulos que secuestran nuestros generadores de dopamina. Si a ti también te pasa o caes a menudo en el temido “bloqueo lector”, una de las soluciones más efectivas es la creación de un espacio adecuado para leer.


Lo más habitual cuando nos vamos a poner a ello es acudir al sofá o la cama, pero normalmente la iluminación, la posición y el ambiente en general de esos sitios no suelen estar optimizados para facilitar la lectura y pueden hacernos caer en tentaciones como encender la televisión o mirar el teléfono. Por eso te recomendamos que crees un lugar único, dedicado exclusivamente a potenciar tu capacidad lectora. Si aún no lo tienes o quieres mejorar el tuyo, aquí te traemos algunos puntos claves a la hora de diseñarlo.



BUENA ILUMINACIÓN


Lo primero en lo que debemos pensar es en la ubicación de nuestro rincón de lectura, y lo más esencial, es que esté situado junto a una entrada de luz natural como una ventana o un balcón. Lo ideal es que quede un poco oblicua a nuestra espalda para que incida sobre las páginas, pero que no sea demasiado directa para evitar reflejos molestos en ciertos tipos de papel. La segunda parte sería buscar una buena luz artificial para cuando caiga la noche o lleguen días nublados. En general, la luz cálida es preferible a la fría, ya que crea un ambiente más acogedor y relajante.


AUSENCIA DE DISTRACCIONES


La concentración es imprescindible para sacar partido a la lectura, pero el estresante ajetreo diario del mundo actual nos la roba con un sinfín de estímulos constantes. Por eso es imprescindible que tu oasis literario esté lo más aislado posible de ruidos externos y dispositivos electrónicos. Aparte de ello, es importante que planifiques bien tu estrategia de lectura y dejes el móvil fuera de tu alcance para reducir tentaciones. Incluso te recomendamos que lo pongas en modo avión para evitar notificaciones que interrumpan o desvíen tu atención y disminuyan la calidad de tu tiempo de lectura. Si quieres poner música relajante, mejor que la dejes programada o utilices un reproductor específico para no tener que pasar por el teléfono u otros aparatos igualmente perniciosos.



COMODIDAD


Otro factor a tener en cuenta en nuestro refugio de lectura es que sea un lugar agradable. Esto empieza por elegir un espacio con buena temperatura y, a ser posible, con vistas al exterior. También es importante, en especial si tu casa no tiene vistas bonitas, adornar tu rincón con plantas u otras decoraciones para generar un ambiente en el que te sientas a gusto. Y no podemos olvidarnos del punto crítico: la postura. Lo normal es leer sentado, pero hay quienes pasan todo el día así y prefieren estar de pie o tumbados durante su rato de lectura diario. En cualquier caso, la pieza fundamental de tu espacio es el asiento, tumbona o apoyo que elijas. Procura que sea lo más ergonómico posible para poder disfrutar de horas de inmersión literaria sin molestias. Otros elementos, como una pequeña mesa auxiliar para tener a mano una bebida o un bloc para tomar notas, también pueden ser recomendables.


Como ves, no hace falta ocupar un espacio amplio ni invertir demasiado para crear un buen rincón de lectura y dar el primer paso para exprimir los beneficios de leer a menudo. En un mundo digital y sobreestimulado, confeccionar un lugar cómodo y alejado del bullicio de la vida moderna puede mejorar tu conexión con los libros y enriquecer tu mente más de lo que te imaginas.


Cuando lo tengas, sólo te faltará una obra que esté a la altura. En nuestro catálogo tenemos una selección extraordinaria: ¡elige el que más te guste y disfruta de la literatura como nunca!

Comments


bottom of page